info@i-consports.com
Llámanos +34 930 153 669
Lunes - Viernes 10.00 a 18.00
Avenida Diagonal 626 2-2C, 08021 - Barcelona

Blog

I-ConSports / Entrevistas  / Entrevista I-Con: Andrés Carrasco (University of Arizona)

Entrevista I-Con: Andrés Carrasco (University of Arizona)

Andrés Carrasco empezó a jugar a tenis desde bien pequeño en Cabrils, su pueblo natal, y con 19 años decidió irse becado a USA gracias a la oportunidad que le brindó I-Con Sports. Estudió y compitió en University of Arizona, una universidad con un gran prestigio deportivo y académico. Tras graduarse, emprendió una nueva aventura en Inglaterra, también becado, donde estudió un master y siguió disfrutando del tenis compitiendo por la Universidad de Durham. A lo largo del camino, Andrés vivió infinitas experiencias y se cruzó con muchas personas que nunca hubiera imaginado conocer. Unos años después, volvió a Barcelona con un objetivo muy claro: crear una comunidad de estudiantes de todo el mundo, aquí, en su casa. ¿Cómo lo hizo? Transformando una fábrica textil del siglo XVIII en el primer American Beer Hall de Barcelona: CocoVail.

¿Por qué decidiste seguir tu carrera deportiva en USA? Antes de ir a USA entrenaba con mi hermano, ex jugador del circuito de dobles, y junto a mis grandes compañeros y amigos Pedro Clar y Nacho Vicente. Fue una época preciosa en la cual aprendí mucho aunque llegó un punto en el que me sentía estancado y dejé de creer en mi habilidad para llegar a lo más alto, ya fuera física, mental o técnicamente. Creo firmemente que estaba en lo cierto. Un gran amigo, Bruno Alcalá (ex jugador de Arizona), me ayudó mucho a entrar a la universidad de Arizona.

¿Cómo resumirías tu experiencia universitaria en USA? Mi experiencia universitaria es lo mejor que me ha pasado en la vida. Más allá del tenis y el obtener un título universitario, integrarse por completo en una nueva cultura, totalmente distinta y hacerlo de forma independiente creó un gran impacto en mi desarrollo personal y me hizo ver el mundo de forma global.

¿Si tuvieras que escoger un momento de tus 4 años como student-athlete, con cuál te quedarías? Es muy difícil escoger un solo momento único en una aventura con tantas experiencias. Los momentos previos a los partidos en el locker room con tus compañeros y entrenadores, los viajes, caminar por el campus, recibir a mis padres por primera vez, los partidos de futbol americano, la graduación, las grandes fiestas y celebraciones, el compartir los éxitos deportivos en equipo, aquella chica, aquel verano…

¿Por qué decidiste acabar volviendo a España y qué hizo que apostaras por un proyecto como CocoVail? Decidí volver a España una vez decidimos emprender el proyecto CocoVail. A los EEUU me fui al mismo tiempo que mi amigo de la infancia y socio Toni García, que estudió en Drury University, Missouri. Hablábamos mucho allí de emprendimiento y de qué podríamos hacer en un futuro. Durante nuestra estancia en EEUU conocimos a los hermanos Murgier, de Argentina, quienes nos inspiraron e impulsaron a tirar adelante el proyecto. En 2014 visitamos el Beer Garden de nuestros amigos en Mar del Plata y después nos dedicamos a viajar por distintos estados en USA para visitar fábricas cerveceras, beer halls, beer gardens y brewpubs con el objetivo de recoger ideas y materiales. Ahí empezó la aventura.

Acabáis de celebrar el 2o aniversario de CocoVail…

¿Cómo resumirías estos 2 años? Hemos trabajado duro, sufrido, resistido y aprendido muchísimo durante la pre apertura y primer año. Este segundo año estamos disfrutando mucho más y nuestra comunidad se hace más grande.

¿Con qué dificultades te has encontrado? Con todas las que un joven emprendedor se puede encontrar; falta de financiación, miedo, estrés, desconfianza por parte de seres queridos, etc. Creo que estas dificultades iniciales son clave y necesarias a la hora de fortalecer el desarrollo de un emprendedor. Por lo menos en mi caso.

¿Cómo te ha ayudado tu vivencia en USA al desarrollo de CocoVail? En mi estancia en EEUU no solo observé muy de cerca el comportamiento de los americanos si no que me sentí parte de ellos. El conocerlos desde dentro es hoy un arma a la hora de desarrollar estrategias de marketing que puedan hacer de CocoVail un lugar auténtico y único. Creo que me gustan unas buenas alitas de pollo, una cerveza de medio litro y un buen partido de college football con amigos más que a ellos. ¡Jaja!

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies